Santa Cruz de La Palma

Santa Cruz de La Palma es una ciudad situada en el extremo occidental del archipiélago canario, capital de la isla de La Palma, cuenta con una población de 17.00 habitantes.

La antigua villa se erigió sobre el sitio de Timibúcar, emplazamiento adscrito a la jurisdicción prehispánica del cantón de Tedote.

A lo largo del tiempo, se ha configurado como uno de los núcleos urbanos más bellos de Canarias, una ciudad con alto valor artístico y un rico patrimonio arquitectónico de estilo renacentista, barroco y neoclásico. La Calle Real, la Plaza de España, con la iglesia de El Salvador, el Ayuntamiento y la fuente, representan el conjunto arquitectónico renacentista más importante del Archipiélago. No en vano, en 1975, la ciudad fue declarada Bien de Interés Cultural en categoría de conjunto histórico.

La Ciudad de La Palma, como así es conocida en el interior de la isla, fue fundada el 3 de mayo de 1493 (onomástica de la Invención de la Santa Cruz) y de aquí deriva su nombre.  Se localiza en el centro de una amplia bahía, rodeada de pronunciados riscos que, si bien han dificultado su expansión, por otra parte han proporcionado a sus calles y plazas estampas de gran contenido plástico.

Un elemento característico de la capital palmera son los balcones de la Avenida Marítima , fotografiados hasta el infinito y que hace años se ven realzados con cataratas de flores de colores gracias a los arreglos del oven alemán Heiko Bartsch,  cariñosamente apodado “El Chico de Los Balcones“.

Sobre la vertiente sur del barranco de Los Dolores y elevada  sobre el nivel de la avenida El Puente, encontrarás la Quinta Verdeuna hacienda adquirida y reconstruida en el siglo xvii por la familia Massieu, lugar que ha dado pie a leyendas en la Isla

No puedes dejar de visitar otros lugares con mucho encanto como el barrio de San Sebastián (La Canela), aprovecharás para conocer el Teatro Circo de Marte y la Plaza de Santo Domingo.

En el extremo norte, la Plaza de la Alameda,  donde veremos de fondo el Museo Naval, o Barco de La Virgen. Al alzar la vista verás el Castillo de La Virgen. Puedes acercarte y continuar subiendo, para dar un paseo por La Encarnación. Si te sientes con fuerzas, puedes continuar la subida por El Planto, hasta llegar la Plaza y la Iglesia de Las Nieves.

Y por supuesto, no podemos dejar de mencionar dos de sus celebraciones más conocidas e internacionales: El Día Los Indianos, el día en la ciudad se tiñe de blanco y todo huele y sabe a Cuba… Y tampoco se puede olvidar que Santa Cruz de La Palma es el lugar donde, cada cinco años y mágicamente, un grupo de hombres se convierten en simpáticos Enanos danzarines durante la celebración de las Fiestas Lustralesde La Bajada de La Virgen.

GALERÍA DE FOTOS

 

Share

Palabras Clave: ,


No comments yet.

Deja un comentario